Next Blog Thing: Le Corps Mince de Françoise

Por fin llega la segunda edición de esta mini sección de Subir a Tender en la que se destaca alguno de los grupos que más están dando que hablar en este marasmo informativo que es la blogosphera.

Le Corps Mince de Françoise son un trío de Helsinki residente entre Londres y Berlín. Con semejante combinación de ciudades en su imaginario cool estaba claro que estas veinteañeras recientes no tardarían en convertirse en musas de la vanguardia. Sin llegar a las cotas de notoriedad virtual alcanzadas por The XX, el anterior grupo del que hablamos en estas sección y que sin duda son el fenómeno blogosferico del año, las jóvenes chicas de oro finlandesas han cosechado cierto éxito en los blogs de referencia en los que se habla de ellas como un resurgir del electro clash de las Chick son Speed, pero con un par de décadas menos, la influencia de M.I.A. y CSS, y el arroz bastante más al dente.

Pese a su vikinguez genética, Le Corps Mince de Françoise podrían ser unas modernas paneuropeas al uso, de esas que estudian en la Saint Martins de Londres y van a París el fin de semana para reposar sus faldas plisadas en algún rincón de la terraza del club La Maroquinerie, mientras sonrien y piden un zumo de tomate al camarero. Pero su valor diferencial es una formación musical clásica que les permite expresar en forma de canciones lo que cualquier chica de ese perfil escribiría en su “querido diario”.

Así pues gracias a las letras de los temas de Le Corps Mince de Françoise podemos saber que hace dice y piensa la elite cool femenina del viejo continente. Sabemos que nunca ligarían con un chico que llevase unas RayBan Wayfarer. Mientras hay quienes ni conocen el modelo de gafas por su nombre comercial ellas ya aborrecen a cualquiera que les suelte un “estudias o trabajas” calzando semejante hype de la óptica solar. Que les gustan los gatos anoréxicos, con los que sublimar la frustración de no poder entrar una 36. De hecho les gustan tanto que decidieron rendir homenaje con el nombre de la banda a Françoise, su escuálido minino. Y que consideran que los sujetadores son tan incómodos como la presión social a la que todavía se ve sometida cualquier chicha mona, moderna y liberada. Escuchar sus canciones es como husmear en un almanaque íntimo. Un auténtico placer para las pulsiones soft-boayeuristas del curioso, y una bendición para todo buen cool hunter que se precie.

Costumbrismo cool, nihilismo feminista, belleza de modelo amateur de American Apparel, y la juventud suficiente como para comerse el mundo. Con semejante cocktail de atributos solo les faltaba engatusar a algún productor novel berlinés que maquillase las canciones. Lo hicieron y ahora solo les queda mantener la tendencia ascendente hasta cruzar el tipping point del mercado alternativo. Si las vemos en el Sonar 2010 la patata estará lista para salir del horno!

Anuncios

3 comentarios

  1. Esto suena como si procediera del iPod de Blair Waldorf en un capítulo de Gossip Girl… Si buscan sofisticación y ser cool parece que lo consiguen.

    • Estoy preparando un post sobre el iPod de Blair Waldorf… “Luxury Indie” en breve lo tendré listo. Le corps mince de Françoise tienen una influencia un poco más arty berliner, rollo Prenzlauer Berg…

      Un abrazo Francesc!

  2. Me encanta!!! Ya las conocia, y ya era tiempo de que alguién escribiera algo sobre su musica y no solo sobre su estilo (que hay que decir que en verdad es genial).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: